jueves, 7 de julio de 2011

Te pasas

Empiezo a estar harta de oír esa maldita frase en todas sus versiones.

¿Que les has comprado un rascador a los gatos de cinco pisos? Te has pasado…
¿Que tus gatos tienen expendedores de comida especiales? Te  has pasado…
¿Que les compras camitas y juguetes? Jo, tía, cómo te pasas…
¿¿¿Que cada vacuna te cuesta cuánto??? Estás loca, te pasas…
Pero ¿de verdad es necesario hacerles esas pruebas de inmuno? ¿Para qué valen? Cómo te pasas, ¿no?...
¿130 euros por castrar a un gato? Me parto. Ya te lo castro yo gratis. Desde luego, te pasas un montón…
¿Cuatro euros y medio en una bolsa de golosinas para gato? Eso no me lo gasto ni para mí. Cómo te pasas…
¿Les das besos a tus gatos? Qué asco. ¿No te estás pasando con eso de los gatos?

Un día voy a explotar. Lo sé. Un día de estos voy a escuchar la maldita frase y de repente me voy a volver de color verde, mi cabeza empezará a dar vueltas de 360 grados y le vomitaré encima al imbécil que la pronuncie lo más pestilente y repugnante que encuentre dentro de mi estómago. Y me quedaré más a gusto y feliz que un cerdo en un lodazal. Lo juro.

Porque la realidad es que no, no me paso. Te pasas tú, que tienes un perro viviendo de mala manera sin hacerle ni maldito caso. Y tú, que pasas delante de una persona que pide una moneda en la calle y ni bajas la cabeza a mirar. Y tú, que te pones a comer delante del telediario con niños somalíes agonizando de hambre en la pantalla y ni siquiera se te quita el hambre. Y tú, que vives cerca de una persona triste y no te molestas ni en regalarle un minuto de tu tiempo para hacerla un poco más feliz. Y tú, que la única preocupación que tienes eres tú, y tus cosas y tus estúpidos problemas, y no te importa nada más.

Tú sí que te pasas.

Porque la verdad es que conozco a montones de personas que adoran a los gatos. Y todos. Repito. Todos. Todos se preocupan de lo que ocurre a su alrededor. Todos se preocupan de los perros, y de las personas, y de los problemas del mundo. Conozco a amantes de los gatos capaces de coger un coche y recorrer medio país para rescatar a un animal con problemas. Conozco a amantes de los gatos que lloran de rabia ante las barbaridades que los hombres les hacen a los animales. A cualquier animal.

Porque la verdad es que el que es un puto egoísta desconsiderado lo es para todo, para los animales y para las personas. Y el que es empático también lo es para todo. Porque en todos los años que tengo (y qué coño, la verdad es que ya tengo unos cuantos) no he conocido a un amante de los gatos que sea una mala persona con los demás. Ojalá pudiera decir lo mismo de los comecristos moralistas que me vienen lloriqueando con lo importante que es que me olvide de los gatos y me dedique a otras causas más altruistas. A las que ellos no hacen ni caso, por supuesto.

No. No me paso. Pero como vuelva a oír esa frase, juro que sí que me voy a pasar. 


16 comentarios:

  1. Tienes toda la razón. Yo también estoy más que harta.

    Me ha gustado esa expresión de "comecristos moralistas", me recuerdan a algunos que yo me sé... y que por supuesto no mueven un dedo para ayudar a nadie que se ponga por delante. Lo más gracioso es que me ponen a mí de sucia y de rara por tener en mi casa 6 gatos y algunos de ellos "acogidos" término que parece que no les entra en la cabeza (¿cómo, que tienes un gato en casa que no es tuyo? ¿y entonces de quién es?). Tanto decir que los animales no tienen alma, cuando resulta que los desalmados son ellos... uf...

    Esto es algo que la gente no suele decir, pero cuando alguna persona reconoce tu mérito se agradece, de modo que yo quiero decírtelo a ti con el corazón en la mano: Gracias. Muchas gracias Eva por preocuparte por los animales, por tener a tus gatos como se merecen, gracias por tenerlos en la consideración de seres vivos que sufren y piensan y aman y no darles la espalda. Gracias por tu sensibilidad, por tu sentido del humor, por saber disfrutar de las cosas sencillas. Y yo, como lectora, quiero darte las gracias también en particular por sacarme una sonrisa con lo que escribes, por reflejar las neuras que a mí también me reconcomen y por compartir tus experiencias que tanto me enriquecen y me identifican.

    Un beso muy fuerte, y ya sabes que a palabras necias oídos sordos.

    ResponderEliminar
  2. Es que una acaba hartándose de los moralistas de sofá que siempre saben en lo que tienes que emplear tu tiempo y tu dinero. El otro día una amiga me contó algo que me hizo reir. Su perrita se rompió un ligamento y para que pudiera volver a andar tuvo que llevarla a madrid y operarla, claro, rápidamente salió un montón de gente diciendo: Qué vergüenza, seguro que por alguien de tu familia no lo hacias. Y ella ni corta ni perezosa les contestó: pues no, por la mayoría de ellos, no. Me hizo mucha gracia y es que a ese tipo de gente hay ponerla en su lugar.

    ResponderEliminar
  3. Se cansa uno de esos "moralistas",que no mueven un dedo por nada ni por nadie,y se pasan en el cafe despotricando de mengano o fulano ,porque acogio un abandonadito o colabora con los refugios,lo mejor es no hacerles caso,porque ese tipo de seres, los ves en San Fermin o en los toros ,derrochando un dinero que podia ser bien empleado en deshacer tantos entuertos sociales que hay.Como estan los nenes .

    ResponderEliminar
  4. Yo escuché esta frase, exactamente, hace una hora.Mi padre llamó, le conté que montaba un rascador,me dijo:
    -Has comprado otra cosa para la gata? te estas pasando mucho ya eh?
    Bueno, no me entienden..por desgracia, o tengo asumido..pero me encantaría explotar algún día..

    ResponderEliminar
  5. Ay chicas (y chico) menos mal que en el mundo hay gente como vosotras :-)Y como dice Elvira: oídos sordos!!!

    ResponderEliminar
  6. Eva, ¿puedo enlazar a este post una futura entrada en mi blog?
    Es que no hace mucho tuve una movida precisamente por eso, y después de leerte he decidido no callármlo. Y tú lo expresas mucho mejor que yo.

    ResponderEliminar
  7. Azul, por supuesto que puedes!!! un besazo

    ResponderEliminar
  8. Puede que no sea una regla universal pero en mi opinión quien es bueno y preocupado por los animales, cuales quiera sean, lo es tambien por cualquier persona que necesite de él. Ahora, quién sin razón alguna maltrata o desmerece a cualquier bicho..... esto no habla muy bien de esa persona como ser humano.
    Y bueno, en este mundo hay de todo eso es una realidad tambien.

    ResponderEliminar
  9. Los que amamos apasionadamente a nuestros gatos somos así y, por otra parte, que cada uno que mire para su casa... ¿Esos que te preguntan tienen móvil, play, tele de no sé qué, coche de no sé cuánto, y no sigo porque no estoy puesta en esas cosas sino en las de gatos? Pues ¡cómo se pasan!
    ;-)
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  10. Y seguramente si todos ellos supieran lo que es poner un gato en su vida harían lo mismo o más, con la cantidad de ellos que hay buscando una casa y malviviendo (los que sobreviven) es un pecado que la mayoría de las personas sepan tan poco sobre ellos y no se informe, pues estoy segura de que si lo hicieran, muchos, muchos de ellos sí compartirían su vida con un gato... o más.

    ResponderEliminar
  11. Si una persona que no conozco de entrada me dice: "puaj, gatos..." o "agh, un perro..." siento decir que ya me cae 'un poco' mal. Ya puede tener otras muy buenas virtudes para conquistarme porque no conseguirá que le mire de otra manera más que con la mirada que tiene tu gato en la foto del post...

    ResponderEliminar
  12. En mi familia tengo una que presume del bolso que le ha costado 500 euros (lo juro) o los vaqueros de sus hijas de ciento y pico pero arruga el morro cuando oye cuánto vale una esterilización o una vacuna de uno de mis gatos. yo le llamo hipocresía, o idiotez, que también vale.

    ResponderEliminar
  13. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  14. Uala!!! He "descubierto" hace poquito este blog... Primero felicitarte... me estoy poniendo al dia con los posts. Segundo... oí una frase hace tiempo, algo así como que a quien no le gustan los animales, no tiene alma, o poca... Y para mi es cierto... No me acabo de fiar de los "humanos" que no soportan los "animales"... Entre comillas todos porque a veces no sabes en qué grupo situar a según quien. Y yo también me paso... Que si cuando nos enseñas tus fotos de viajes casi todo son gatos, perros, vacas, ovejas, pájaros... Bueno, es una perspectiva más de los lugares q visito, no?

    ResponderEliminar
  15. què razòn tienes, una persona q desprecia a los animales NUNCA es una buena persona. Y en cuanto a los amantes de los perros (me encantan los perros tb , q conste!!yo amo a todos los animales) conozco a un par de ellos q se desviven por los suyos, a han acogido perros, los tienen como reyes...pero los gatos son ariscos y asquerosos, y a uno de ellos le gusta hacer a su amado perrito les persiga, o tirarle piedras.

    ResponderEliminar