viernes, 27 de septiembre de 2013

Crónicas de Casper: Las cosas importantes de la vida

Tictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictic...
Tictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictictic...

Abro un ojo. Amatxu está sentada al otro lado del sofá con el ordenador encima de las rodillas. Qué sueño tengo...cierro el ojo. Lo vuelvo a abrir. Si sigue sentada en esa postura, luego se quejará de que le duele la espalda, como siempre. No sé por qué está trabajando. Desde que nació el Gato sin Pelos no ha vuelto a la oficina, no tendría que estar trabajando hoy. Mira fijamente a la pantalla y casi ni parpadea, y toca con los dedos encima de ese cacharro a toda velocidad. Parece enfadada. Suspiro. Tendré que dejar la siesta para otro momento.

Me levanto y me acerco a ella. Ni me mira. Me acerco más. 
- Casper
Lo dice suavecito con los ojos clavados en ese trasto, como si no me viera. Así que me acerco más y paso el morro por la esquina de arriba de la pantalla dejando allí todas mis babas.
- Casper
Ahora lo dice más alto, me lanza una mirada rápida fastidiada y me empuja un poco. Me echo hacia atrás, como si me rindiera, me quedo quieto y sin previo aviso doy un salto y caigo sobre las teclas. Tachán!
- Casper
Eso lo ha dicho gritando. Sin quitarme de mi sitio me giro hacia su cara, doy un maullidito de los míos (briauuu) y le paso la nariz por su nariz. Sé que eso le gusta.
- Casper
Eso ha sonado más bien resignado. Aprieta su nariz contra la mía y me acaricia debajo de los bigotes.
- Puñetero gato, qué malo eres, pero qué malo eres, lo sabes, ¿no?

Lo dice con un tono dulce, bajito, la miro de reojo y veo que tiene una sonrisa en la boca. Ya no parece enfadada y los ojos le brillan otra vez. Así está mejor. Hago una croquetilla sobre el teclado y me dejo caer hecho una bola a su lado. Estos humanos nunca saben qué es lo importante...me gustaría decirle que dentro de mucho tiempo, cuando ella sea una viejita, cuando el Gato sin Pelos sea mayor, cuando Ikatz y yo ya ni siquiera estemos con ella, no se acordará de aquel trabajo que ella pensaba que era tan importante...pero sí que se acordará de las croquetillas, de las naricitas de gato mojadas y de mis babas encima de la pantalla. En la vida hay que saber qué cosas son importantes y qué cosas no lo son.

Qué sueño tengo. Meto el morro en el hueco del brazo de Amatxu y cierro los ojos de nuevo. Creo que me voy a echar otra siesta....



10 comentarios:

  1. Cuanta filosofía gatuna destila esta entrada,estás en lo cierto Casper precioso, por mas que en el momento armemos un berrinche (para no perder autoestima) , el recordar esas trastadas acompañadas de caricias bigotudas y besos babosos, nos saca mas de una sonrisa de felicidad.Saludos carita bella de parte de tu par Merlina

    ResponderEliminar
  2. Qué razón tiene Casper!!

    Si es que encima de guapo a mas no poder es mas listo que el hambre.

    Blanki.

    ResponderEliminar
  3. Este Casper que sabio es. Tu tenias que haber sido presidente del gobierno Casper!! jajaja!!

    ResponderEliminar
  4. Qué post tan bonito... precisamente yo también tenía en mente escribir sobre esto, pero seguro que no conseguiría expresarlo tan certeramente como tú. Mimos para los gatos, para el sin pelos también.

    ResponderEliminar
  5. Son pa'comérselos a besos........

    ResponderEliminar
  6. Estoy medio tontorrona hoy y me ha hecho llorar el tema...
    Ayssss... Cuánta razón.

    ResponderEliminar
  7. Si es que las cosas importantes de la vida suelen ser esas pequeñeces que en el momento ni se notan pero que sobreviven de maravilla al paso del tiempo...

    ¡Saludetes gatunos y muy buena crónica!

    ResponderEliminar
  8. Aquí tu seguidora nº 70 también llorando con la entrada.. Y es que es verdad lo que cuentas.. La de veces que me veo a mí misma cabreada con mis enanos cuando lo único que ellos quieren es que les haga un poco más de caso a ellos y menos al PC... ayssssss...

    Por cierto, encontré tu blog hace un par de semanas o así y me lo leí enterico desde el principio! :)

    Saludos desde Bélgica para todos, también de parte de mis bichejos Sía y Thor ^_^

    ResponderEliminar
  9. Que bonito, me alegro de haberme animado a ponerme al día con la lectura de blogs, siempre me hace feliz leerte.

    ResponderEliminar